Hoy Escribe

¡SUPERDELEGADOS CORRUPTOS!

*En Quintana Roo, Arturo Abreu Marín aprovecha su posición para “colocar” a parientes, amigos y allegados en puestos claves de las dependencias federales existentes en el Estado.

*Carlos Lomelí Bolaños, en Jalisco, ha recibido contratos para venta de medicinas a gobiernos por al menos 164 millones de pesos… Entonces ¿Lo hacen con el consentimiento de AMLO?

*Tiene largo y tenebroso pasado: Fue cobijado por los gobiernos priistas desde Mario Villanueva Madrid hasta Roberto Borge Angulo, logrando su cimentación política y económica con Félix González.

STAFF SOL QUINTANA ROO

El poder enloquece. Ahora, poder más el dinero hace perder la sensibilidad a los seres humanos. Cuando se tiene poder desea más, más y más. Eso es lo que exactamente le está pasando al súper delegado morenista de Quintana Roo, Arturo Abreu Marín.

Luego de su “visita” a escondidas al ex gobernador Mario Villanueva Madrid, en una clínica privada de Chetumal, retornó a la zona norte, desde donde opera. Ahí, inició una serie de despidos masivos de burócratas federales.

La orden, supuestamente fue dada por el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, porque esa gente (trabajadores) no hacía nada y sólo se estaba tirando el dinero, es decir, se estaban mal utilizando.

Lo curioso, es que desde ese momento, Abreu Marín comenzó a colocar en diversos puestos, claves, a su gente; a sus familiares, allegados, amigos, socios, etcétera, en las dependencias federales existentes en Quintana Roo.

Entonces quiere decir que ¿lo hacen con la autorización de AMLO? Eso nos recuerda el caso de otro superdelegado, Carlos Lomelí Bolaños, de Jalisco, quien ha recibido contratos para la venta de medicinas a gobiernos por al menos 164 millones de pesos…

Denunciado en su momento por la Organización Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI), donde se señala que quienes han fungido como socios y apoderados de las mismas han participado, también, en las farmacéuticas Lomelí.

Con estos datos queda comprobado que los Súper Delegados, nombrados por Andrés Manuel López Obrador al inicio de su administración, no trabajan para el pueblo, y que es mentira que tengan vocación de servicios, sobre todo, cuando se sirven con la cuchara grande.

En el caso de Quintana Roo, Arturo Abreu Marín tiene un largo y tenebroso pasado, sobre todo, porque años atrás fue cobijado por los gobiernos priistas desde Mario Villanueva Madrid hasta Roberto Borge Angulo, logrando su cimentación política y económica general durante el sexenio de Félix Arturo González Canto.

Related posts

DESAFÍO

Rafael Loret de Mola

¿LE CONVIENE UN MÉDICO INTERNISTA?

La Columna Medica del Sol

DESAFÍO

Rafael Loret de Mola

Leave a Comment