Portada

LA CORRUPCIÓN DE IVONNE Y ROLANDO NOS COSTARÁ AHORA 61 MILLONES DE PESOS

La corrupción de Ivonne y Rolando nos costará ahora 61 millones de pesos

*El Grupo Marhnos recibirá esa cantidad para que retire la demanda por la cancelación anticipada del contrato por Zapata Bello para la construcción del hospital de Ticul

 

Redacción/Sol Yucatán

 

Mérida. – La carga de la corrupción del Gobierno de Ivonne Ortega Pacheco y Rolando Zapata Bello por incumplir el contrato para la construcción del Hospital de Ticul le costará al pueblo yucateco una multa de 61.9 millones de pesos.

Para finalizar el lío jurídico por el hospital inconcluso el Gobierno del Estado firmó un convenio de donación de terrenos al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) para que pueda operar el nosocomio, además de que acordó pagar 61.9 millones de pesos a Grupo Marhnos para que retire la demanda.

Dicha compañía tiene la iniciativa de retirar la demanda que interpuso contra el Ejecutivo de Yucatán por 740 millones de pesos. Exigía esa cantidad porque la administración estatal de Rolando Zapata Bello concluyó de manera anticipada el contrato que habían firmado para edificar el hospital.

Esta problemática  inició hace más de 10 años, ya que se trata de una obra inconclusa que comenzó en la administración 2007-2012, mediante el esquema de Proyecto de Prestación de Servicios (PPS), pero que en el Gobierno de Rolando Zapata Bello se canceló con el avance que llevaba, dejando a los yucatecos sin un hospital y con un conflicto jurídico por años.

El convenio firmado es un documento mediante el cual el Gobierno del Estado va a donar los terrenos y la construcción actual al IMSS, la cual terminará su construcción.

La corrupción de Ivonne y Rolando nos costará ahora 61 millones de pesos

Se manejan dos opciones. La primera es que sea un hospital de 30 camas, con una clínica de rehabilitación del DIF. La segunda opción, que se va a definir más adelante, es un hospital de 72 camas.

Detalló que los siguientes pasos consisten en que el Grupo Marhnos retiré la demanda que tiene contra el Gobierno de Yucatán y devolverles los recursos de un fideicomiso hecho en el 2012 con 61.9 millones de pesos depositado.

Como se sabe, el hospital de Ticul es un proyecto que inició en la gestión de Ivonne Ortega Pacheco, el cual contemplaba un pago de un PPS a 25 años, en el que el Gobierno estatal tendría que pagar en total 5 mil 571 millones de pesos.

 

Historial

 

En su momento, el Hospital de Segundo Nivel de Ticul, obra que abandonó la exgobernadora Ivonne Ortega Pacheco, sería utilizado y administrado por el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), anunció el director general del ramo, Zoé Robledo Aburto.

Comentó que luego de la cancelación de la construcción inició un complicado litigio, el cual se buscaba la pronta solución al respecto.

Remarcó que se aprovecharía el inmueble para dar atención médica a las familias del Sur del Estado, y así evitar que saturen los nosocomios de Mérida, tal el caso del Hospital General Escuela «Dr. Agustín O’Horán».

La obra inició hace nueve años, durante la administración de Ivonne Ortega Pacheco, pero las obras fueron detenidas y nunca se concluyó, por lo que inició un complicado litigio.

«Después de buscar muchas alternativas y luego de muchos años, se está tomando la decisión que ese Hospital de Ticul sea donado al Seguro Social para poder ofrecer servicios», acotó durante la conferencia de prensa que sustentó al concluir la Primera Sesión Extraordinaria del Consejo Consultivo del IMSS en Yucatán.

Expresó que «estamos entrando para resolver, no es fácil. Es un verdadero embrollo jurídico».

Advirtió que «el IMSS no tenía nada que ver, pero estamos entrando para solucionarlo», mencionó luego de presidir el Primer Informe de Actividades de la delegada estatal, Miriam Sánchez Castro.

Robledo Aburto expresó que «muchos creen que corriendo se resuelven las cosas y no terminan los hospitales. Se ha hecho una inspección, existe una estructura, no hay equipo y muchas cosas se van a tener que hacer. Si bien no está en cero, no hay mucho construido».

Para aprovechar las instalaciones, añadió que primero se tiene que resolver el problema jurídico en el que está implicado el Gobierno del Estado, un fideicomiso, una constructora.

Reconoció lo complicado del caso, pero «entre el Gobierno del Estado y el Instituto hemos encontrado una salida. No vamos a mentirle a la gente como se le mintió antes, cuando tengamos bien documentado, presentaremos lo que va a ocurrir con ese hospital, y los tiempos».

Advirtió que el IMSS no pagará indemnizaciones que no les corresponden, por lo que «estamos buscando algún mecanismo para recibirlo en donación y que nos sirva, es lo más importante».

Resaltó que hay una serie de denuncias, pero no en contra del IMSS, no teníamos nada que ver, pero estamos buscarlo resolver y ayudar, porque ha habido un crecimiento en esa zona», apunto Zoé Robledo.

En cuanto a las nuevas Unidades de Medicina Familiar (IMSS) proyectadas para Los Héroes y Francisco de Montejo, dijo que la primera tiene del 75 por ciento de avance y que se pretende concluirla este año, mientras la segunda «tiene otro proceso».

Cabe mencionar que en el caso de la UMF de Francisco de Montejo sólo se cuenta con el terreno, ya que no se ha iniciado la construcción debido a que hubo problemas de presupuesto desde el inicio de la administración del actual Presidente de la República, al igual que con la licitación, por lo que el proyecto por ahora se encuentra suspendido.

Sin embargo, ahora se sabe que el Gobierno del Estado firmó un convenio de donación de terrenos al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) para que pueda operar el nosocomio, además de que acordó pagar 61.9 millones de pesos a Grupo Marhnos para que retire la demanda.

 

Artículos Relacionados

ASESINAN AL EX GOBERNADOR DE JALISCO, ARISTÓTELES SANDOVAL

Redaccion

ANDRÉS GRANIER QUIERE VOLVER A SAQUEAR VILLAHERMOSA

Redaccion

ANCIRA PODRÍA QUEDAR LIBRE: PEMEX ACEPTÓ LOS 219 MILLONES DE DÓLARES

Redaccion

Deja un Comentario