Nacionales

LA SENADORA QUINTANARROENSE MARYBEL VILLEGAS, SU EJÉRCITO DE BOTS Y LAS TIERRAS (7/7 PARTES)

*Sol Quintana Roo ha comprobado con pruebas y documentos que demuestran qué es lo que intenta hacer la hoy senadora con Quintana Roo; Sus acciones y maquiavélicas intenciones –de llegar a ser gobernadora de Quintana Roo– harían que los hechos por sus creadores políticos Félix González Canto y Roberto Borge Angulo, sean apenas de aprendices del despojo y el saqueo

*Gabriela López Gómez, suplente y madrina de la Senadora nacida en Yucatán, es un claro ejemplo de que uno de los mejores negocios en la Península de Yucatán es la política y la mejor “lavandería” es sordomuda y cómplice industria de los bienes raíces

Redacción/Sol Quintana Roo/Sol Yucatán

Cancún.- El 8 de noviembre de 2019 Sol Quintana Roo dio a conocer que primero fueron los colaboradores del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, quienes sentaron las bases y optaron por inundar el país, o hasta donde tuvieran alcance en las redes sociales, con información manipulada o engañosa.

Acto que posteriormente, al tener éxito inmediato por la novedad, siguieron algunos gobernadores para hacer sus campañas políticas y de esa forma “impactar” a los ciudadanos de manera “personal”; cuando en realidad ningún gobernador los está tomando en cuenta, aunque los electores piensan que sí.

Y hoy día, sin duda los políticos intentan seguir jugando con mente perversa con los ciudadanos, quienes pocas veces han percibido que sólo son utilizados en grupos.

A esta moda insípida-política se ha sumado la senadora Freyda Marybel Villegas Canché, quien ha contratado –aunque ella dice que es mentira– a un grupo de jóvenes estudiantes para crear correos, faces, twitter o cualquier cuenta en redes sociales para hablar maravillas de sus publicaciones, adularla, así como tampoco dudamos que vaya a aceptar recibir dinero del ahora enemigo número 1 de Quintana Roo.

Eso, sin dejar de tomar en cuenta a su marido, que a través de “Notario78” comanda al ejército de jóvenes que, entre otras cosas, tiene a su cargo desprestigiar a quién o quiénes muestran los errores de la “Reina Midas”, de la mujer que lo que toca lo hace tierras.

Sol Quintana Roo ha comprobado con pruebas y documentos que demuestran qué es lo que intenta hacer la hoy senadora con Quintana Roo. Sus acciones y maquiavélicas intenciones –de llegar a ser gobernadora de Quintana Roo– harían que los hechos por sus creadores políticos Félix González Canto y Roberto Borge Angulo, sean apenas de aprendices del despojo y el saqueo.

Hasta el momento, se desconoce el número exacto de personas que trabajan en favor de la yucateca; sin embargo, se sabe que Marybel Villegas invierte millones de pesos en prensa y robots virtuales para obtener ganancias sociales y políticas.

A través de su ejército de personas “integrales”, intenta demostrarle a López Obrador que cuenta con la simpatía de los quintanarroenses y de esa manera ganar terreno y desbancar a Mara Lezama, a Luis Alegre, e incluso al intermediario José Luis Pech Várguez, en la carrera a la gubernatura.

¿Cómo saber que son bots? Fácil, nada más hay que buscar el número de seguidores, observar quiénes son, con quien comparten y a quién agregan. Es decir, su trabajo de “bots” está fallando y sólo se están informado ellos mismos y a quienes agregan como “amigos”.

Los “bots” de Marybel Villegas son inverosímiles. Se evidencian sólo con sus formas de referirse a la gente. Hablar de la Senadora es alabarla, hacerla grande, querer mostrar a los ciudadanos que es una persona sensata y preocupada por los problemas del Estado y por su gente.

Hoy lo hace con sus “bots” y una oficina de prensa, por la cual la han acusado de clonar medios de comunicación locales y nacionales, de robarse la información de otros políticos para hacerla suya y distribuir a través de sus “bots”.

El cinismo de la yucateca avecinada en Quintana Roo no tiene límites. Hasta el momento, se ha convertido en la peor senadora de la república que haya tenido el Estado. Incluso, ha resultado más insignificante que su verdadero padrino político, Félix González Canto.

Quedan más que comprobadas sus intenciones con el Estado. No le interesa el bienestar de Quintana Roo, de los ciudadanos, de los problemas sociales, de la inseguridad, de la falta de conciencia administrativa gubernamental, del medio ambiente, de nada…

Sólo está preocupada por querer conseguir la candidatura de Quintana Roo para 2022, de saquear al Estado; de seguir amasando su fortuna personal, de buscar revanchismo político con sus adversarios y tener la mirada de AMLO.

Terratenientes millonarias
Gabriela López Gómez, suplente y madrina de la senadora Marybel Villegas Canché, es un claro ejemplo de que uno de los mejores negocios en la Península de Yucatán es la política y la mejor “lavandería” es sordomuda y cómplice industria de los bienes raíces.

Según el Registro Público de la Propiedad, Gabriela López Gómez posee un departamento en el exclusivo condominio “Novo Cancún”, unidad privada del privilegiado fraccionamiento Puerto Cancún de la Zona Hotelera, lugar que a últimas fechas se ha convertido en la guarida de muchos de los políticos identificados con el partido MORENA, pues allí tiene su nidito de amor Rafael Marín Mollinedo, a quien se le ha visto muy de cerca con una regidora del ayuntamiento de Cancún que en próximas entregas daremos a conocer.

Sin embargo, según documentos del Registro Público de la Propiedad y la Vivienda en Cancún, la oaxaqueña Gabriela López Gómez, cercanísima al poder político peninsular durante el imperio priista en Yucatán y Quintana Roo, recién adquirió entre sus propiedades el departamento interior B-1404, DC-20 del Condominio Puerto Cancún, Súper Manzana, en la Zona Hotelera, con una superficie de 263 metros cuadrados.

El costo del lujoso departamento fue de 8 millones 300 mil pesos el 12 de diciembre de 2014, ante la presencia del Notario Público 30 a cargo de Luis Miguel Cámara Patrón. El Vendedor fue la empresa Hotelera HM S.A. de C.V.

Según cercanos a Gabriela López, la propiedad la recibió a cambio del manejo de imagen de al menos una decena de priístas de Quintana Roo y Yucatán; a los cuales finalmente sedujo para que se sumaran a las filas de MORENA.

Otra de las propiedades de Cancún de Gabriela López Gómez es un inmueble ubicado en la Super Manzana 06, Manzana 05, Lote 2, en la SUITE 1203 12-N, en la avenida Sayil. Esta propiedad fue adquirida en 2015 ante el Notario Público 52 a cargo de Javier Jesús Rivero Ramírez.

Según el Registro Público de la Propiedad, el costo de la operación fue de 2 millones 459 mil 807 pesos en el año 2016. En él figura como comprador su esposo Arturo Millet Reyes, con la empresa Desarrollos Inmobiliarios Imagen de Cancún S.A. de C.V.

Explican sus cercanos que en realidad la propiedad la recibió como garantía por el asesoramiento en el manejo de imagen de varios de los militantes de MORENA, aunque también la propiedad fue identificada como uno de los bunkers desde donde se opera la campaña de Marybel Villegas Canché.

Como se recordará, la oaxaqueña Gabriela López es cercana a la clase política de Yucatán y Quintana Roo, pues fue la persona de confianza de la ex gobernadora Ivonne Ortega Pacheco. A ella se le atribuye gran parte del triunfo electoral como mandataria del vecino estado yucateco.

En el priísmo se le atribuye también la creación del proyecto «Mi Stilo es Yucatán», producto de imagen por el que cobró jugosas cantidades de dinero en el gobierno del Estado y en el PRI durante el gobierno de Ivonne Ortega Pacheco. Además, fue directora de la empresa local Consultores S.C.P. y se desempeñaba como asesora directa de la entonces gobernadora priísta.

En su época de gloria con el PRI, Gabriela López organizó campañas políticas –estuvo detrás del plan “Cómo te quiero”, slogan de campaña de todos los candidatos de ese partido–, y otros eventos de moda.

También, asesoró, aunque en realidad hundió, al candidato perdedor en Quintana Roo Mauricio Góngora Escalante (actualmente preso en el penal de Chetumal acusado de millonario desvío de recursos), pero también participó en la campaña de la ex alcaldesa priísta Angélica Araujo Lara, hoy senadora.

Por trabajo no paró la oaxaqueña, pues también mal asesoró durante todo el sexenio al gobierno priísta de Rolando Zapata Bello, a quien le cobró jugosas sumas de dinero. Por medio de su empresa, Local Consultores, jugó un rol importante en la administración de Rolando Zapata, mediante asesoría de imagen y marketing político, además de participar en la reciente campaña fracasada de Mauricio Sahuí Rivero a la gubernatura de Yucatán.

Es por ello que el negocio de la política, llámese manejo de imagen y traiciones, depende sus intereses, es para Gabriela López Gómez una fuente inagotable de ingresos, algunos de ellos muy poco transparentes pues son recursos procedentes de la administración pública y el pase de charola a empresario y políticos en tiempos electorales.

Pero la suplente de Marybel Villegas dio un paso más allá en su negocio de asesoramiento político, pues se convirtió en una actora que se prepara no para competir en contiendas electorales, sino para tomar cargos de elección popular con el menor de los esfuerzos.

Voraz y adicta al dinero
Es por ello que junto con Marybel Villegas Canché forma el dueto que prepara una embestida para tomar el control político en el estado en los próximos años, pues la senadora no pretende concluir su periodo ya que busca ser la candidata de MORENA a la gubernatura de Quintana Roo.

Gabriela López Gómez acaricia con impaciencia ocupar el escaño en el Senado de la República, pues en breve Marybel Villegas solicitará licencia para contender por la gubernatura del estado.

Por el momento, la senadora y su suplente Gabriela López Gómez forman parte de una compleja red de traficantes de tierra que operan en Quintana Roo y Yucatán, industria que les ha permito crear una riqueza incalculable.

Ambas mujeres se han formado entre las familias de despojadores de tierras en la península de Yucatán. Cuentan con grandes fortunas en propiedades, dignas de los potentados regionales que han amasado sus riquezas a base de invasiones, abusos, engaños y arrebatos de predio a sus verdaderos dueños.

Y si bien Marybel Villegas Canché es la figura más visible actualmente y que cuenta con una fortuna en propiedades, su suplente Gabriela López Gómez es la más acaudalada en lo que toca a tierras registradas; y la representante más directa de la mafia agraria que opera en la península desde la fundación de Quintana Roo.

Esta mujer cuenta con siete costosos predios acreditados en el Registro Público de la Propiedad y la Vivienda, en zonas exclusivas Yucatán, y que juntos suman un valor comercial de al menos 50 millones de pesos.

Aunque pareciera que la obtención de las tierras responde a un golpe de suerte o a los frutos de una larga trayectoria profesional, lo cierto es que la adquisición de los predios guarda patrones que inducen la sospecha.

Por ejemplo, la mayoría de ellos fueron adquiridos durante 2015, justo al final de la administración de Ivonne Ortega Pacheco como gobernadora de Yucatán.

Los predios apropiados por la suplente de Villegas Canché, y que sospechosamente fueron inscritos en el Registro Público de la Propiedad de Yucatán el último año de gobierno de Ivonne Ortega, son los que figuran en escritura pública número 319, otorgada el 30 de junio de 2015, librada el 10 de julio de 2015, propiedad de Gabriela López Gómez.

El predio está ubicado en la Calle 19, número 123 Letra CH, en la localidad y municipio de Telchac Puerto, con un costo catastral cercano a los seis millones de pesos. Sin embargo, comercialmente el predio cuesta en la actualidad 12 millones de pesos.

En esta misma localidad se ubica el predio ubicado en la calle 19 número 126 en la localidad de Telchac Puerto, con escritura 1367 fechada el 3 de septiembre de 2015, con un valor comercial que supera los tres millones de pesos.

Otro predio es el que figura en la escritura pública número 1367, con fecha 3 de septiembre del 2015, otorgado en Mérida. En el documento se le acredita la propiedad a Gabriela López Gómez y se trata de un predio ubicado en la calle 19126 diagonal, con una superficie de 200 metros cuadrados, con un valor comercial superior a los 5 millones de pesos.

Otro predio, inscrito en la escritura pública número 1284 con fecha 26 de octubre de 2015, también es propiedad de López Gómez y está ubicado en la calle 15, número 503 por 18 y 22, departamento 101 nivel 10, en el condominio denominado Magna Corporat Center, fraccionamiento Altabrisa en Mérida, Yucatán. El costo comercial del bien inmueble es superior a los 10 millones de pesos según expertos en bienes raíces, pues es una lujosa propiedad.

Gabriela López Gómez también es propietaria del predio ubicado en la Calle 4, número 170 a oficina número 902, en el condominio denominado Torre Vértice, fraccionamiento Montecristo de Mérida. Según los corredores de bienes raíces, el inmueble tiene un valor comercial superior a los 5 millones de pesos, y cuenta con la escritura pública número 342 con fecha de 30 de junio de 2015, información debidamente documentada por Sol Quintana Roo/Sol Yucatán.

Un predio más es el que cuenta con la escritura pública 280, con fecha del 29 de junio del 2012, que acredita como propietaria a Gabriela López Gómez. Se trata del predio ubicado en la calle 18 B, número 310 del fraccionamiento Altabrisa, sección 1002 en Mérida, con un valor comercial superior a los cinco millones de pesos.

Además, aparece otro predio ubicado en la calle 15, número 156 fraccionamiento Montecristo, municipio de Mérida, con una superficie de 629 metros cuadrados, escriturado con el número 2176 el 23 de diciembre de 2016, cuya propiedad se declara a nombre Gabriela López Gómez, de 37 años de edad, mexicana dedicada al hogar, que en apariencia fue vendido por Arturo Millet. Según los expertos, esta propiedad tiene un valor comercial de al menos 12 millones de pesos.

Gabriela López Gómez es esposa del yucateco Arturo Millet Reyes, abogado agrario a quien se le confió en su momento la regularización de terrenos ejidales, entre otros, en Isla Mujeres y Holbox, donde junto con el ex gobernador Félix González Canto dejaron un desorden de tierras que han venido capitalizando en los últimos años.

Por ejemplo, en Holbox abrió las puertas al grupo empresarial Bepensa que se interesó por invertir en un complejo turístico de lujo, cuyo predio comprendía cinco kilómetros de costa. Para entonces Millet Reyes tenía avanzadas las negociaciones con el ejido, lo que llevó a una renegociación con el grupo empresarial de la familia Ponce, que finalmente terminó favorablemente para todos.

Pero este no ha sido el único escándalo en el que se ha visto involucrado el esposo de López Gómez. En 2017 los magistrados del Tribunal Superior de Justicia del vecino estado de Yucatán, pusieron fin a la impunidad de Arturo Millet Reyes, propietario de la empresa APA, y líder de la mafia agraria peninsular, con un largo historial de fraudes y despojos en Quintana Roo, porque revocaron la decisión de la jueza Primera de Control del Centro de Justicia Oral de Mérida, Suemy del Rosario Lizama Sánchez y vincularon a Millet Reyes a un proceso por el delito de fraude genérico por 4 millones 500 mil pesos. Esta suma la recibió en los años 2007 y 2008 con dos coacusados, por la compra-venta de un terreno en Tulum que no entregaron. Por lo que, mediante un acuerdo reparatorio, lo tendrán que devolver.

Arturo Millet Reyes, propietario del centro de espectáculos Coliseo Yucatán, con el empresario Pedro José Alejandro Torre López y Marcela de Jesús Díaz Montes de Oca, fueron denunciados ante el Ministerio Público del Fuero Común (MPFC) en la capital del vecino estado por José Razú Seba, porque el 14 de noviembre del 2007 le ofrecieron en venta una superficie de terreno de 100 mil metros cuadrados (10 hectáreas) en Tulum, firmándose el contrato de compra-venta que fue certificado por el notario público Fernando Castillo Centeno de la ciudad de Mérida.

La víctima por fraude genérico manifestó a la autoridad que, en el Banco Santander del Paseo de Montejo de Mérida, entregó a los imputados la suma de 3 millones 375 mil pesos y el resto el día 15 de enero del 2008, suscribiéndose los recibos correspondientes.

José Razú Seba expuso que estuvo en contacto con Pedro José Alejandro Torre López, ex dueño de discotecas hasta el 6 de febrero de 2014, pendiente de que salgan los derechos de escritura. Pero se dio cuenta de que le estaban cambiando los números de los lotes de las parcelas y finalmente se percató de que fue víctima de un engaño, para obtener un lucro, al entregarles la suma de 4 millones 500 mil pesos.

En base a las investigaciones realizadas por la Fiscalía General del Estado de Yucatán, a través del Ministerio Público, obtuvo la orden de aprehensión en contra de Arturo Millet Reyes, Pedro José Alejandro Torre López y Marcela de Jesús Díaz Montes de Oca. Por lo que a principios del mes de marzo de 2020 fueron presentados en el Juzgado Primero de Control del Centro de Justicia Oral de Mérida, a cargo de Suemy del Rosario Lizama Sánchez, donde se le formularon las imputaciones, y el ocho del mismo mes les resolvió su situación jurídica con su no vinculación a proceso, porque supuestamente el delito había prescrito.

La defensa de José Razú Seba recurrió a la apelación y los magistrados del Tribunal Superior de Justicia revocaron la decisión de la jueza Primera y por consiguiente vincularon a proceso a Arturo Millet Reyes, Pedro José Alejandro Torre López y Marcela de Jesús Díaz Montes de Oca por el delito de fraude genérico. Sin embargo, no se les aplicó medida cautelar alguna, en virtud de un amparo promovido ante un Juzgado de Distrito.

Finalmente, la jueza Suemy del Rosario Lizama Sánchez aprobó un acuerdo reparatorio entre Arturo Millet Reyes, Pedro José Alejandro Torre López, Marcela de Jesús Díaz Montes de Oca y el afectado José Razú Seba, mediante la entrega de la suma de 6 millones 500 mil pesos.

La frase de Quintana Roo, tan cerca de la pujante industria turística pero tan cerca de Yucatán, aplica para la política; pues muchos de los despojadores provienen de suelo yucateco y este caso no es la excepción. Lo más vergonzoso es que la mafia agraria de los Millet busca que Gabriela López Gómez se convierta pronto en senadora por Quintana Roo, pues Marybel Villegas Canché prevé convertirse en la candidata a la gubernatura de Quintana Roo.

Artículos Relacionados

TRAS CAPTURA DE LÍDER DEL CÁRTEL DEL GOLFO, DETIENEN A CANDIDATO A ALCALDÍA DE SALINAS VICTORIA

Redaccion

EL NUEVO PRECIO DE LA GASOLINA

Redaccion

ALONSO ANCIRA SE COMPROMETIÓ A PAGAR A PEMEX 216 MILLONES PARA QUEDAR LIBRE

Redaccion

Deja un Comentario