Locales

¡MARA, NO PUEDE!

Mara Lezama, incapaz de frenar la ola de crimenes.

*Los constantes narcomensajes dirigidos a la presidenta municipal, revelan que habría permitido el ingreso de nuevos grupos criminales a zonas donde se comercia sexo, drogas y alcohol.

*Trabajadores del Ayuntamiento de Benito Juárez denuncian la constante presencia de narcomenudistas en las oficinas de las dependencias municipales que proveen de drogas a funcionarios.

*Expertos aseguran que en la lucha contra el crimen organizado, Mara Lezama estaría utilizando la política de “un clavo saca a otro clavo”.

*Por si fuera poco, guarda celosamente los contratos de “Remby” y hace los mismos con empresas de dudosa reputación.

STAFF SOL QUINTANA ROO

CANCÚN.- El crimen organizado se encuentra en las entrañas del gobierno municipal de Benito Juárez que preside María Elena Hermelinda Lezama Espinosa, mejor conocida como “Mara” Lezama, quien ha mostrado incapacidad no solo para gobernar sino para expulsar al narcotráfico de algunas de las actividades gubernamentales.

Por el contrario, se le acusa de tener arreglos con grupos criminales a los que les estaría abriendo el paso a zonas relacionadas con la municipalidad para combatir el comercio sexual, el uso de drogas y alcohol como son bares, cantinas, centros nocturnos, algunos restaurantes, spas, casas de citas, hoteles, módulos de información turística, entre muchos otros.

“Con sus respectivas reservas de credibilidad y rigidez pericial, los narcomensajes y sangrientas ejecuciones muestran una comunicación que hay entre grupos criminales con la alcaldesa a quien le exigen que cumpla con ciertos acuerdos”, aseguró un ex alcalde de Benito Juárez que pidió omitir su nombre por temor a represalias.

Dijo que “en los últimos trienios gubernamentales del municipio de Benito Juárez, desde Gregorio Sánchez, organizaciones criminales se han infiltrado en muchas de las actividades del gobierno municipal, como son fiscalización, comercio en la vía pública, protección civil, obras públicas, policía municipal, entre otras”.

Sin dar más detalles, el entrevistado comentó que “todos los altos funcionarios del gobierno municipal, desde presidentes, secretarios, directores y subdirectores saben que hay ciertos cargos que son intocables y que nunca se sabe cuáles son en realidad sus funciones para el ayuntamiento, pero lo que sí se sabe es que operan para la tenebra”.

Como se recordará hace unos días apareció una “narcomanta” acompañada de un cuerpo desmembrado. El mensaje iba contra el titular de la Secretaría Estatal de Seguridad Pública (SESP), Alberto Capella Ibarra, y la presidenta municipal de Benito Juárez (Cancún), María Elena “Mara” Lezama, de Morena.

La “narcomanta” y el cuerpo descuartizado, fueron colocados en la avenida Cancún, a la altura de la colonia El Pedregal, en el poniente de la ciudad. Transeúntes reportaron el narcomensaje alrededor de las 8:00 horas a las autoridades.

La manta, que también alude al titular de la Secretaria Municipal de Seguridad Pública y Tránsito, Jesús Pérez Abarca, estaba colgada en una malla ciclónica de un predio y debajo se encontraba el cuerpo descuartizado.

La ejecución fue la número 36 en lo que va 2019 en Cancún, donde opera el “Mando Único” desde el pasado 8 de noviembre”.

Lo cierto es que el nombre de la presidenta municipal María Elena Hermelinda Lezama Espinosa, mejor conocida como “Mara” Lezama, en muy poco tiempo se encuentra en el lenguaje de los grupos criminales.

Sin embargo, no es la primera vez que suenan nombres poderosos del ayuntamiento de Benito Juárez, como en el pasado reciente en de la líder del sindicato del Ayuntamiento de Benito Juárez, Delia Alvarado y el de sus hijos.

La poderosa sindicalista se vio involucrada en el caso de su hijo, José Francisco Pool Cupul, alías “Chalpa”, funcionario del Ayuntamiento de Benito Juárez que fue detenido por la PGR junto con otro trabajador de la comuna, acusado el primero de “lavado de dinero” para el Cártel Jalisco Nueva Generación, quien toco el Cereso de Cancún.

Tanto el “Chalpa” como su escolta trabajaban en la Dirección de Comercio en la Vía Pública y ambos fueron detenidos al salir de una pollería “Don Kicho” el pasado 28 de febrero como parte del operativo denominado “Titán-Escudo”, que se lleva a cabo en varias ciudades del país, según dio a conocer apenas ayer lunes el propio secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete Prida.

Entre los negocios que se le atribuían al “Chalpa”, están dos gimnasios de nombre “Kafu”, un lavadero de autos y un bar, los cuales están ubicados en la Región 94 y sobre la Avenida Tecnológico en la Supermanzana 515.

La historia del ayuntamiento de Benito Juárez revela que con cada presidente municipal que asume el cargo de presidente, junto con él llega un nuevo grupo criminal: cuál será el que apoya a la alcaldesa que al parecer utiliza la política de “un clavo saca otro clavo”.

MISMAS MAÑAS, MISMOS VICIOS

El gobierno de María Elena Hermelinda Lezama Espinosa contrató desde el primer día de su administración a las empresas que le dieron servicio a su ex jefe y antecesor Remberto Estrada Barba

Según el contrato MBJ-OFM-DRM-0005-2018, la morenista contrató a la empresa “Centro de Copiado Mérida” S.A. de C.V., a quien le pagó 1.7 millones con por un servicio de 90 días de trabajo

El ex alcalde pagó en 2017 la cantidad de 7.5 millones de pesos por los servicios señalados, de acuerdo con el contrato No. MBJ-OFM-DRM-RM-028-2017 que presentó Sol Quintana Roo

La complicidad de la presidenta municipal de Benito Juárez, María Elena Hermelinda Lezama Espinosa, quedó al descubierto al demostrarse que su administración continúa beneficiando a los proveedores “amigos” de su ex jefe y antecesor, Remberto Estrada Barba.

Mismas mañas, mismos vicios… El gobierno de “Mara” Lezama contrató desde el primer día de su administración a las empresas que le dieron servicio a su antecesor, tal y como consta en el contrato MBJ-OFM-DRM-0005-2018, que publica íntegramente Sol Quintana Roo.

Desde el primer día de su administración, la periodista morenista contrató a la empresa “Centro de Copiado Mérida” S.A. de C.V., a quien le pagó 1.7 millones por un servicio de 90 días de trabajo.

El documento del Ayuntamiento de Benito Juárez estuvo rubricado por Héctor José Contreras Mercader, según se puede observar en Sol Quintana Roo, en su calidad de oficial mayor y Marcelo José Guzmán, en su calidad de tesorero municipal, siendo como Ana Martha Aguilar Vaquier, representante legal de la empresa antes mencionada.

Aunque estratégicamente, en el documento no aparece el nombre de la presidenta municipal, lo que quiere decir que sigue sin tener voto en su gobierno y el ayuntamiento continúa siendo manejado por el ahijado del “Niño” Verde, Jorge Emilio González Martínez.

Como se recordará, su gabinete legal y hasta parte del ampliado está integrado por ex colaboradores de Remberto Estrada Barba… ¿Entonces quién manda?

El objetivo legal del convenio es la venta de papelería, artículos para oficina, copias y cualquier otra actividad lícita. Así como prestar el servicio de fotocopiado, impresión, escaneo, y diversos servicios del ‪Centro de Copiado para‬ las diversas dependencias honorables del Ayuntamiento de Benito Juárez

El contrato está integrado o redactado tal cual fue el hecho en 2017 cuando se pagó la cantidad de 7.5 millones de pesos a la empresa yucateca por los servicios señalados, de acuerdo con el contrato No. MBJ-OFM-DRM-RM-028-2017 que presentó en su momento Sol Quintana Roo.

Estos actos nada más demuestran la inexperiencia política, social y económica conjugada con la ambición y los sueños de grandeza jugaron un papel importante en la administración de Remberto Estrada Barba, quien como presidente de Benito Juárez logró hundir el municipio hasta dejarlo dando patadas de ahogado.

Su falta de conciencia ciudadana y la falta del entendimiento de los problemas reales del municipio los compensó con adquisiciones y firmas de contrato que lo único que dejaron fueron beneficios para él y sus empresas “amigas”.

Uno de los que más llama la atención, es el autorizado y contratado con la empresa “Centro de Copiado Mérida” S.A. de C.V. para otorgar el servicio a sus dependencias de fotocopiado, impresión, escaneo, y diversos servicios.

El contrato No. MBJ-OFM-DRM-RM-028-2017, en el cual se deja en claro que la Comuna pagó la cantidad de 7.5 millones de pesos por los servicios señalados líneas arriba.

Por eso motivo, es que Héctor José Contreras Mercader, en su carácter de Oficial Mayor, firmó con la persona moral denominada Centro de Copiado Mérida S.A. de C.V., representada por Ana Martha Aguilar Vaquier, el millonario contrato por copias.

La presidenta municipal, María Elena Hermelinda Lezama Espinosa, cojea del mismo pie que Remberto Estrada Barba. La inexperiencia, la impunidad, la corrupción y los aires de grandeza.

Artículos Relacionados

DENUNCIAN A ALCALDE DE YAXKUKUL DEL DESVÍO DE MILLONES DE PESOS

Redaccion

DESARROLLOS TURÍSTICOS AMENAZAN EL ECOSISTEMA DE LAS DUNAS COSTERAS

Redaccion

TRES DECESOS Y 59 NUEVOS CONTAGIOS DE COVID-19 EN YUCATÁN

Redaccion

Deja un Comentario