Nacionales

NOVIEMBRE: 2 MIL 426 CRÍMENES DOLOSOS EN EL PAÍS

*No cesa la violencia e inseguridad

*Cada semana, al menos, es asesinado, un menor en la Ciudad de México

*La CDMX superó en crímenes al estado de Sinaloa

*Once meses negros para las corporaciones policíaca

 

Redacción/Sol Quintana Roo/ Sol Yucatán/ La Opinión de México 

 

Ciudad de México.- Una vez más, como en los 23 meses de la presente administración, el número de homicidios dolosos aumentó, aunque mínimamente, pues mientras que en octubre pasado el número fue de 2 mil 405, en noviembre fueron 2 mil 526, una diferencia de 121.

De acuerdo a estadísticas del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, de nueva cuenta, como ha ocurrido anteriormente, el estado de Guanajuato ocupó el nada honroso primer lugar con 357 muertes violentas.

Sin embargo, en este mes de noviembre sí se registró un cambio, ya que anteriormente el Estado de México ocupó de manera regular el segundo sitio en asesinatos y esta vez fue desplazado por el estado de Michoacán.

En Michoacán ocurrieron 252 homiidios dolosos, en tanto que en el Estado de México se dio un registro de 227; Jalisco, cuarto lugar con 202; Baja California, 176 y Chihuahua, 132.

La Ciudad de México ocupaba uno de los últimos sitios en el listado negro de los asesinatos relacionados con el crimen organizado; sin embargo, el pasado mes llegó al sexto lugar con 96, sobre todo con la ejecución de menores de edad que incorporó la delincuencia organizada en sus filas.

El domingo uno, fue ejecutada una mujer policía en la ciudad de Celaya, Guanajuato, con lo que el número de agentes asesinados en esa entidad llegó a 78, en una localidad que está considerada como base de operaciones del Cártel de Sabta Rosa de Lima.

El período que va del uno de enero al 30 de noviembre está considerado como uno de los más negros para las corporaciones policíacas, ya que al menos se han registrado 473 asesinatos de policías en todo el país, cifra que supera el total de registros ocurridos en todo 2019, con 446, y 2018, con 452, cifras contabilizadas por la organización “Causa en Común”.

En Moroleón, Guanajuato, para variar, el martes 3 un grupo armado atacó a siete personas, cuatro de ellas resultaron muertas. La masacre provocó la movilización de autoridades locales, estatales y federales, pero no lograron capturar a ninguno de los sicarios.

El Jueves 5, en la colonia Amaneceres de Ciudad Obregón fue ejecurtado Jesús Alfonso Piñuelas, conocido como “El Morris”.

Formaba parte del grupo de comunicadores de los portales de noticias Zarathustra Prensa y El Shock de la Noticia. Es el tercer periodista asesinado este año en el estado de Sonora.

El Cártel de Sinaloa dio nuevamente qué decir el viernes 6, cuando los llamados “Chapitos” hicieron eco de una petición ignorada por el gobierno de Sinaloa, que los culiacanenes había hecho semanas atrás.

Maestros de Culiacán formularon peticiones a los gobiernos municipal y estatal, para que los hijos de pepenadores pudieran tomar clases en línea, pero no recibieron respuesta alguna.

“Los Chapitos” sí responmdieron a las solicitudes y equiparon una escuela en uno de los barrios más pobres del municipio, con mobiliario, computadoras, impresoras, pago de luz e internet y les regalaron uniformes, zapatos, útiles y despensas para los niños.

Para todos es más que claro que el estado de Sinaloa está dominado por la delincuencia y Culiacán es considerado como el bastión de uno de los cárteles más peligrsos y poderosos del mundo: El Cártel de Sinaloa.

Sin embargo, en dicha entidad se registraron 62 homicidios dolosos en el mes de noviembre, mientras que en la Ciudad de México, donde el gobierno rechaza que operen cárteles del narcotráfico, hubo 96 asesinatos, principalmente de niños a los que el Cártel La Unión de Tepito obligó a servirles como “halcones” y narcomenuderos.

En Sinaloa hubo siete días que no se reportaron homicidios dolosos, mientras que en la Ciudad de México solamente hubo tres días en que no hubo registro de muertes de ese tipo: El viernes 13, el lunes 16 y el viernes 20.

Entre enero y octubre del presente año, de acuerdo al informe Galería del horror: Atrocidades registradas en medios periodísticos durante los primeros diez meses de 2020, elaborado por la organización Causa en Común, ocurrieron en el país 330 asesinatos de niñas, niños y adolescentes.

Como de costumbre, Guanajuato encabezó la negra estadística con 42 casos; el Estado de México, con 32 asesinatos y la CDMX en el tercer sitio con 30 homicidios dolosos de menores, lo que significa que casda semana asesinan a un menor en la ciudad capital.

Cabe recordar los atroces crímenes de los menores Alan Yair, de 12 años y Héctor Efraín, de 14, que fueron asesinados y desmembrados por miembros de la organización criminal de Tepito.

El martes 10, Israel Vázquez Rangel, periodista del portal “El Salmantino” fue asesinado a balazos en el municipio de Salamanca, Guanajuato, mientras cubría una nota informativa sobre el hallazgo de una bolsa plástica que contenía restos humanos.

De acuerdo con testigos, el ataque habría sido directo y ejecutado por halcones que operan en la localidad.

Vázquez Rangel había llegado al lugar en su automóvil, con el logotipo del medio donde laboraba, cuando los agresores le dispararon a quemarropa.

El reportero Víctor Jiménez Campos del medio Rotativa Digital Guanajuato, que cubría la nota roja en los municipios de Juventino Rosas, Villagrán, Celaya, Cortázar, Apaseo el Grande y Apaseo el Alto, zona de influencia del Cártel de Santa Rosa de Lima, se encuentra desaparecido desde el pasado 1 de noviembre.

El miércoles 4 se interpuso la denuncia. A la fecha se desconoce su paradero.

La alcaldesa de Jamapa, la perredista Florisel Ríos Delfín, fue secuestrada por al menos 10 hombres armados que la sacaron de su casa.

Horas después fue hallada muerta en un camino rural de la comunidad limítrofe de Ixcoalco, municipio de Medellín de Bravo, en la zona centro de Veracruz.

Antes había pedido protección al gobierno del estado, que ya había sido amenazada de muerte semanas atrás, sin embargo no hubo respuesta del gobernador Cuitláhuac García Jiménez.

Con el homicidio de dicha alcaldesa, suman dos las presidentas municipales que son asesinadas en el estado de Veracriz.

A nivel nacional son ya 10 los casos de alcaldes acribillados durante el gobierno de Andrés Manuel Lóopez Obrador, entre ediles electos y con licencia, de acuerdo a la consultora Etellekt.

Asimismo, en Quintana Roo, en el marco del escándalo político en que derivó el feminicidio de Bianca Alexis y la represión policiaca contra manifestantes que exigían justicia por la joven de 20 años, otra mujer, de 23 años, fue asesinada en la supermanzana 259, fraccionamiento Villas Otoch Paraíso, ubicado en una de las zonas de mayor hacinamiento y violencia de Cancún.

En Mazatlán, Sinaloa, fue asesinado el fotoperiodista de la cadena Noroeste, Carlos Zatarain.

Fue sacado de su casa, junto con tres personas que lo acompañaban, por un comando armado.

Los tres hombres que inicialmente también fueron secuestrados se les dejó en libertad, mientras que al reportero se lo llevaron y horas después apareció muerto. Había sido torturado y ejecutado.

En la Ciudad de México, un adolescente de 14 años de edad asesinó a dos de sus primos, también menores de edad y luego intentó suicidarse.

Al parecer el menor agresor había ingerido alcohol. Las autoridades no han establecido el móvil.

En Caborca, Sonora, un pequeño de 4 años y su padre, de 23, fueron muertos por hombres armados que huían tras haber atacado a otras dos personas. Un comando armado ingresó a un domicilio en la colonia Industrial y acribillaron a dos personas con armas de grueso calibre.

Cuando se daban a la fuga se cruzaron con el menor y su padre a los que también les dispararon.

El sábado 21 fue asesinado Gabino Ávila Martínez, dirigente del Movimiento de Unificación y Lucha Triqui (Mult), en el municipio de Santiago Juxtlahuaca, Oaxaca. En marzo pasado había recibido amenazas de muerte.

Por otra parte, la fosa ubicada en el predio Los Sabinos, en el municipio de El Salto, Jalisco, se ha convertido en el punto de inhumaciones clandestinas con el mayor número de víctimas del que se tenga registro en el estado, con 113 cuerpos exhumados.

Treinta de ellos ya fueron identificados y de acuerdo al testimonio de familiares, todos ellos contaban con denuncias como víctimas por desaparición.

También se supo del hallazgo de Sofía, una menor de 12 años de edad, en el municipio de Fresnillo, Zacatecas, que había desaparecido desde el miércoles 11.

Hubo pronunciamientos de organizaciones defensoras de derechos humanos y en redes sociales se condenó el crimen con el hashtag #JusticiaparaSofía.

Como tantos otros crímenes permanece impune.

En Guanajuato, el miércoles 23, agentes ministeriales detuvieron a Juan Carlos Padilla Aranda, vendedor de tamales.

Dijeron llevar una orden de aprehensión que nunca mostraron y no había delito en fagrancia que justificaran su detención. El hombre opuso resistencia y fue sometido por los policías.

Uno de ellos le puso la rodilla en el cuello. Perdió el conocimiento y poco después murió en el Hospital General de Celaya.

El gobierno municipal argumentó que nunca hubo brutalidad ni abusos por parte de la policia.

El martes 24, en Nayarit, a la altura del kilómetro 54 de la carretera La Peñita de Jaltemba y Compostela, tramo que conecta con el estado de Jalisco, fue localizado sin vida el empresario José Felipe Tomé. Había sido secuestrado a sangre y fuego en Puerto Vallarta, Jalisco, el domingo 22.

El empresario viajaba junto con dos mujeres que resultaron heridas, así como su chofer, en tanto que su escolta quedó muerto en el interior del vehículo.

Los secuestradores lo subieron a otro vehículo y se lo llevaron.

Dos días después, José Felipe Tomé, relacionado con los hermanos Bribiesca, hijos de la ex primera dama Marta Sahagún, fue encontrado muerto en Nayarit.

Antes del plagio, el empresario habría recibido amenazas tras adquirir un terreno que, se presume, compró a un precio por debajo del valor real a un empresario judío.

El miércoles 25, Francisco Leónides Cruz, secretario de Seguridad del municipio de Doctor Coss, en Nuevo León, fue asesinado junto con uno de sus elementos.

En la refriega murió uno de los agresores que tripulaban dos camionetas con blindaje artesanal y dos unidades «monstruo», en las que viajaban una veintena de sicarios.

El jueves 26, el empresario Baptiste Jacques Daniel Lormand, de nacionalidad francesa y mexicana y su socio Luis Orozco, desaparecieron.

Su ausencia fue reportada el día 27 y sus cadáveres fueron localizados horas después en un pueblo de la alcaldía de Tlalpan, en la Ciudad de México.

Ante esos resultados, según opinión de expertos em seguridad, en lo que va de esta administración federal los delitos de mayor impacto que no han disminuido, de acuerdo a las mismas estadísticas del SESNSP, son los homicidios dolosos y los feminicidios, pese a la negativa oficial.

Artículos Relacionados

SUPERMERCADOS DE CDMX SUSPENDERÁN LA VENTA PRESENCIAL DE JUGUETES Y ROPA

Redaccion

EN AUMENTO LOS CONTAGIOS EN EL PAÍS; MÁS DE 24 MIL MUERTES

Redaccion

¿VIAJA A LA CIUDAD DE MÉXICO? TOME SUS PRECAUCIONES

admin

Deja un Comentario